Conquistar las escuelas como sitios de esperanza

Escuela

Escuela

Esta tarde he podido disfrutar de la lectura de una reciente publicación de Nacho Calderón Almendros, profesor del Departamento de Teoría e Historia de la Educación de la Universidad de Málaga. Es muy oportuno recuperar discursos sobre la escuela que han sido olvidados o reinterpretados en un contexto neoliberal. Acostumbrados a hablar de la escuela en clave económica, de éxito, o de una diversidad “descafeinada”, recuperar otros discursos que nos recuerdan que la escuela tiene sentido desde la persona y para la persona es muy necesario. El maridaje que Nacho hace entre escuela y esperanza nace de recuperar la experiencia de las personas, el gran valor que un sistema educativo nunca debe olvidar, si quiere ser un ámbito transformador y de cambio.

Nacho Calderón Almendros

Nacho Calderón Almendros

Gracias, Nacho, por recordarnos que una escuela sin esperanza es una institución vacía y que la escuela, cuando pone a la persona con su individualidad en el centro, es artífice de una sociedad esperanzada y con horizontes.

Escuela, persona, esperanza y horizonte son palabras que siempre deberían ir de la mano.

Os paso el enlace para que  podais disfrutar de él:

Conquistar las escuelas como sitios de esperanza

José Manuel Martos Ortega